Yomads, no se aceptan cuarentones

Yomads prepara viajes únicos para aquellos jóvenes intrépidos con ganas de aventura y tiempo libre.

En los últimos años han prosperado agencias de viajes que intentan amoldarse a las necesidades de todo tipo de personas. A las conocidas vacaciones de “envejecimiento activo” de nuestros abuelos, se unieron los viajes programados para toda la familia, viajes solidarios, rutas para solteros, para la comunidad homosexual y ahora parece que el mercado da un giro para enfocarse al viajero más joven.

Jóvenes nómadas en un viaje por Nueva Zelanda/ @yomads

Jóvenes nómadas en un viaje por Nueva Zelanda/ @yomads

Yomads es el resultado de un conglomerado de agencias de viajes europeas y norteamericanas que ofrece rutas alternativas para trotamundos entre 20 y 40 años. La edad es importante debido a que define el público para el que se enfocan estos viajes. Los “jóvenes nómadas” ya tienen una agencia que aúna personas de distintas nacionalidades en busca de aventuras y que intentan desvincularse de los trillados itinerarios turísticos y no preocuparse por el apretado programa al detalle vendido desde casa.

Poniendo en la balanza atractivas actividades y visitas obligadas, Yomads intenta hacerse un hueco con rutas alternativas que se reparten por nuestro planeta. Aunque en sus itinerarios se puedan encontrar visitas clásicas como Macchu Pichu o las cataratas Victoria, estas paradas forman parte de una aventura donde la naturaleza cobra protagonismo. Así, se ofrece la oportunidad de internarse en la selva del Amazonas, hacer excursionismo por los alrededores del campamento base del Everest, recorrer la Gran Muralla China o hacer espeleología en Eslovenia. Para ello hay que estar en forma y ya lo advierten en su página web donde se detallan los niveles de aptitud física para cada uno de los destinos. Montañismo, escalada, piragüismo, rafting, descenso de barracos, rutas en bicicleta, puenting… un abanico de posibilidades que requiere un cuerpo en buenas condiciones.

Sin embargo, no todo va a ser exprimirse físicamente. A la adrenalina le acompañan descansos en paradisiacas playas, chapuzones en aguas cristalinas, safaris o paseos por los mercados locales.

El turismo responsable es otra de las premisas de Yomads que además favorece la interacción cultural con los locales. Se organizan visitas a pueblos de pescadores, participaciones en ceremonias hindúes en el Ganges, noches desérticas junto a los bereberes, clases de comida típica o lecciones sobre la medicina empleada en las montañas de Nepal. El acercamiento a las costumbres y hábitos del lugar es otro de los sugerentes factores que se dejan entrever en los itinerarios Yomads.

Ruta en globo sobre los templos de Bagan en Birmania / ©yomads

Ruta en globo sobre los templos de Bagan en Birmania / ©yomads

Frente a la milimétrica organización de muchos operadores de viajes, la libertad de actuación es algo meditado en estos destinos. Si se echa un vistazo a los itinerarios se puede observar cómo la flexibilidad es esencial en los programas. Se da tiempo al visitante para dar rienda suelta a la curiosidad, explorar, hacer compras, hablar con los habitantes, pararse a cenar en un restaurante deseado o perderse en el bullicio de la noche. Yomads valora el tiempo para uno mismo.

Con este proyecto se abre una nueva oportunidad para aquellos intrépidos veinteañeros y treintañeros que además de pasar una experiencia inolvidable estén dispuestos a rascarse el bolsillo. La mayoría de los itinerarios superan los 1000€ excluyendo ciertas comidas y sin contar con los gastos en vuelos.

Yomads, que inició su andadura a finales del pasado año, dará comienzo a sus operaciones en el próximo mes de marzo.  La compañía se dispone a convertirse en un referente para aquellos que no sobrepasen la cuarentena y que quieran hacer de sus vacaciones una combinación de aventura al aire libre, interacción cultural y descanso.

Anuncios

Los comentarios están desactivados

A %d blogueros les gusta esto: