Archivo de la categoría: Malawi

A los Grammy desde la cárcel

unspecified

Carátula de I Have No Everything Here, álbum de Zomba Prison Project

Un grupo de reclusos de la cárcel de Zomba, antigua capital de Malawi, son nominados a los Grammys por su álbum I Have No Everything Here.

El proyecto liderado por el productor musical Ian Brennan surgió en 2013 y a pesar de la gran acogida tras la publicación del disco hace un año, la repercusión se evaporó. Hasta el pasado noviembre cuando estos convictos de Zomba fueron nominados en la 58ª edición de los Grammy bajo la categoría de World Music. No hay constancia de que los reos conozcan su mérito y el propio Ian Brennan reconoce la sorpresa de la nominación.

El proyecto musical hizo que los reos olvidaran el ineficaz sistema penitenciario malauí que los apiña en unas instalaciones que amenazan los derechos humanos. Los participantes pusieron sus experiencias en un trabajo que les dio una tregua y ahora, tras haber conseguido la primera nominación a los Grammy para Malawi, sólo les queda esperar a hacer historia.

Con motivo de la próxima celebración de la gala de los principales premios de la música en los EE.UU. pude hablar con Ian Brennan para dar una visión más cercana al proyecto. La entrevista se publicó en Wiriko: De una cárcel malauí a los Grammy 

Anuncios

Pistas viajeras de Malawi

Playa de la bahía de Makuzi, al norte de Malaui. / MAGDALENA KROHN

Playa de la bahía de Makuzi, al norte de Malaui. / MAGDALENA KROHN

Tras algo más de un mes desde que se acabara mi aventura en Malawi, se publica la última colaboración con Viajeros Urbanos desde el  país sudafricano.  Sin cobertura en Malawi es una recopilación de ideas que se quedaron en el tintero durante mi estancia en Lilongwe. Los destinos del artículo son pistas que complementan a lo ya escrito en la seccion de viajes de El País sobre este desconocido territorio en el que se combinan montañismo, safaris sin aglomeraciones, playas paradisiacas y retiros en reservas forestales.

El texto otorga pistas sobre el trekking en el mazico de Mulanje para los que quieran aventurarse en uno de los parajes de mayor altura del África austral o sobre la Reserva de Majete que ha recuperado a los cinco grandes (león, elefante, búfalo, leopardo y rinoceronte) que pueden verse en un entorno todavía respetado por el turismo de masas. Para los playeros se recomiendan las playas de Chinteche o Kande al norte del lago Malawi y para los que quieran combinar chapuzones y desconexión total lo mejor es perderse en Ruarwe. Las reservas forestales de Dzalanyama, Ntchisi o Viphya son también una posibilidad en la que mezclar descanso y naturaleza. Y todo, como en Malawi, se puede ajustar a cualquier tipo de presupuesto.


Los días interminables de Dzaleka

Passino Ngoie, refugiado congolés que llegó al campo de refugiados de Dzaleka en 2009

Passino Ngoie, refugiado congolés, llegó al campo de refugiados de Dzaleka en 2009

Dzaleka es el único campo de refugiados de Malawi. En 2007 el otro campamento, Luwani, al norte del país fue cerrado por el gobierno. A poco más de 50 minutos de la capital, Lilongwe, Dzaleka acoge a casi 18.000 refugiados en una planicie de albero que se embarra con la temporada de lluvias.

Este campamento es uno de los menores en presupuestos del África austral y sirve de parada para continuar hacia Sudáfrica. Sin embargo, es el hogar permanente de muchos que no cuentan con ningún futuro más allá del día siguiente. Las horas pasan, lentamente, y la rutina ahoga a unos refugiados que lo perdieron todo y se sobreponen como pueden.

He visitado el campamento de refugiados de Dzaleka en tres ocasiones para conocer distintas historias. Las quejas, los problemas y el mal funcionamiento del campo o las dificultades de la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) u otras organizaciones como el Servicio Jesuita al Refugiado (JRS) apenas eran un contexto sobre el que construir y entender la realidad diaria de los refugiados. Me senté con los protagonistas a hablar de su pasado, del inaguantable presente y del descartado futuro. Así conocí a  Celestin Kibakuli Basilwango y sus dos hijos. También conocí a Patron Mushamuka y a Kalis Kalombo, así como al matrimonio Bahat y a Byamungu R. Joseph. Todos tienen en común ese campamento al que fueron a parar huyendo de un conflicto, de una guerra o una persecución. A todos ellos les doy las gracias pero sobre todo agradezco a Tresor Nzengu Mpauni quien me acompañó e hizo de traductor.

Hoy en Planeta Futuro se puede echar un vistazo a Dzaleka y conocer un poco más de las circunstancias que se viven en el campo de refugiados en el reportaje Cuando se pierde hasta la incertidumbre. El texto va acompañado de una fotogalería que humildemente compuse y que puede verse aquí


LIKOMA

Likoma es la isla de los mangos y los baobabs. En aguas mozambiqueñas pero con pasaporte malauí es la isla más grande del lago Malawi y probablemente la más remota de todas. Llegar requiere en ocasiones más de siete horas de travesía desde Nkhata Bay a bordo de una embarcación repleta de población local y suministros para los isleños. Un trayecto seguramente interesante para viajeros, pero evitable. Para quienes quieran (y puedan) ahorrárselo, se puede volar en avioneta desde el aeropuerto de Lilongwe en un trayecto inferior a una hora.

De descendencia misionera, Likoma fue la sede de la iglesia anglicana en Malawi y ha heredado la catedral de San Pedro construida en 1905. En este paraje donde la rutina se detiene los locales alcanzaron la tasa de alfabetización más elevada del país gracias al trabajo de los anglicanos.

Likoma compagina descanso y deportes acuáticos tanto en el romántico resort de Kaya Mawa como en Mango Drift, perteneciente a la misma empresa que anterior y punto de encuentro de los mochileros que recalan en la isla. Aquí, como en muchas partes de Malawi, el viaje se transforma y cambia de concepto para pasar a una estrategia en la que se engaña a la rutina.

Para conocer la isla, su pasado misionero y las posibilidades que ofrece a los viajeros, La Línea del Horizonte publica Perderse en Likoma 

Senderos Likoma


Peter Mutharika, nuevo presidente de Malawi

La Comisión Electoral de Malaui (MEC) anunció en la noche de ayer a Peter Mutharika del Democratic Progressive Party (DPP) como vencedor de las elecciones presidenciales del pasado 20 de mayo. Mutharika se convierte así en el quinto presidente de Malaui desde que el país accediese al multipartidismo en 1994.

Mutharika se ha impuesto a sus 11 contrincantes con un porcentaje del 36.4% mientras que su inmediato perseguidor ha sido Lazarus Chakwera del Malawi Congress Party (MCP) con un 27.8% de los votos. La ya ex presidenta Banda ha sufrido un gran castigo por parte de la población malauí y ha quedado lejos de la carrera presidencial. Aunque imponiéndose con autoridad en la región norte, su People´s Party (PP), alcanzó sólo una confianza del 20.2% de los votantes. Para terminar con el grupo de cuatro partidos mayoritarios en el país, el United Democratic Front (UDF) liderado por Atupele Muluzi consiguió el respaldo de un 13.7% de los votos.

Peter Mutharika, nuevo presidente de Malawi.

Peter Mutharika, nuevo presidente de Malawi.

Los comicios han estado marcados por las irregularidades y la incertidumbre. Han sido diez días de espera en los que el anuncio de los resultados tuvo que decidirse en los tribunales. En el Alto Tribunal de Blantyre, la capital económica de Malawi, estaban todas las miradas en el día de ayer donde el juez Nyirenda tenía que anunciar si permitía a MEC una extensión en el plazo legal para realizar una auditoría física ante las anomalías de la jornada electoral. La Comisión tiene derecho a un nuevo recuento pero siempre y cuando se enmarque dentro de los plazos legales, es decir, dentro de los 8 días desde el cierre de los colegios electorales. MEC obtuvo todo el escrutinio el miércoles pasado por lo que era imposible realizar un nuevo recuento, que previeron que tardaría unos 30 días, dentro del periodo legal. Antes de la medianoche de ayer anunciaron por tanto la victoria del DPP de Peter  Mutharika.

La gran perdedora, Joyce Banda, asumía su derrota que ya atisbaba desde la pasada semana cuando comenzaron a aparecer los resultados oficiosos que la descartaron de la lucha por un nuevo mandato. Aclamada internacionalmente y castigada en casa, Banda se va con el Cashgate, el caso de corrupción más importante en la historia del país, a sus espaldas y todavía coleando. No tuvo más que agradecer estos dos años al pueblo de Malawi e instarle a apoyar al nuevo gobierno en su última comparecencia ante los medios como presidenta en la mañana de hoy.

El análisis completo de los comicios se puede leer en Peter Mutharika, nuevo presidente de Malawi publicado en GuinGuinBali. Este medio se ha encargado de dar cobertura a estas históricas elecciones de Malawi desde que se iniciasen el pasado 20 de mayo.


30 de mayo: ¿desenlace de las elecciones de Malawi?

Centro electoral Chisapo School 1 durante las votaciones

Centro electoral Chisapo School 1 durante las votaciones

En una rueda de prensa en el centro nacional de recuento de Blantyre, la Comisión Electoral de Malawi (MEC) comunicó a los medios en la tarde del miércoles que había alcanzado el 100% del escrutinio. Esto hace que tenga 48 horas para anunciar al nuevo presidente de Malawi para los próximos cinco años. Sólo el Tribunal Supremo puede impedir la publicación de los resultados el próximo viernes 30 de mayo si acepta la ampliación para hacer la auditoría manual de las papeletas. Esta extensión ha sido acordada por la propia MEC y los partidos mayoritarios, a excepción del oficioso vencedor Democratic Progressive Party (DPP), para  rectificar las anomalías ocurridas durante la jornada electoral.

De producirse el anuncio de los resultados, estos no contaría con los votos de los 58 centros que sufrieron irregularidades en el proceso de emisión y recuento de votos.  ¿Cuán decisivo es el voto en esos 58 centros para cambiar el signo de las elecciones? Sin embargo, si se apuesta por una ampliación para constatar los resultados obtenidos con un nuevo recuento, ¿cómo va a auditar MEC  las urnas perdidas? ¿Cómo va a verificar el voto en esas papeletas? “El último voto emitido fue el jueves 22 de mayo. Las urnas estaba seguras allí donde estuviera hasta que MEC indicó que podría haber un nuevo recuento. ¡Qué coincidencia!”, expresó el periodista local Bright Sonani.

Pros y contras para una y otra decisión que dejan a Malaui en un estado de incertidumbre que se puede alargar incluso con el nombre del nuevo presidente anunciado. Hay que esperar, de nuevo, a otra cita. Esta vez hasta mañana donde se espera que en la tarde los malauíes dispersen las dudas o se mantengan por otro determinado plazo de tiempo.

La actualización de estos comicios históricos en el país sudafricano puede leerse en 30 de mayo: día clave para las elecciones de Malaui publicado en GuinGuinBali.


Las elecciones de Malawi en los tribunales

Tras una semana de las elecciones triples (presidencia, parlamentarias y locales) de Malawi todavía siguen sin conocerse resultados oficiales. Mañana se cumplen los 8 días legales que la Comisión Electoral (MEC) tiene para anunciar al ganador y lo que más esperan los malauíes,  su nuevo presidente.

La demora se debe a las numerosas anomalías que afectaron a los comicios y que ha derivado en un acuerdo entre MEC y los partidos mayoritarios, excepto el Democratic Progressive Party (DPP) de Peter Mutharika, para realizar una auditoría manual de las papeletas. Este nuevo recuento, que puede alargarse unos 30 días, es el asunto que ha llevado a las elecciones a los tribunales. La sucesión de requerimientos judiciales y recursos ha sido una constante desde que el sábado la titular presidenta de Malawi y candidata del People´s Party (PP), Joyce Banda, anulase las elecciones. A pesar de apelar a la Constitución, Banda no cuenta con potestad para realizar este mandato y así se lo hizo saber el Alto Tribunal de Justicia.

Ahora a poco más de un día para el plazo legal, DPP, oficioso ganador de las elecciones, se opone a cualquier ampliación en el anuncio de los resultados. Desconfían de la seguridad de las urnas en su traslado al centro nacional de recuento en Blantyre. De hecho algunas ya han desaparecido. Sin embargo, el resto de partidos y MEC buscan un nuevo recuento que de luz a las flagrantes irregularidades de la jornada electoral. Así lo hizo saber el Malawi Congress Party con su recurso presentado frente a la disposición judicial del DPP. Pero el partido de Mutharika ha respondido con otra apelación acusando a MEC y a sus comisarios de desacato a los procedimientos judiciales.

Ante este baile en los tribunales, MEC comunicó en la noche de ayer que había contabilizado el 95% de los votos en caso de que tuviera que anunciarlos. Por su parte, Banda y su PP no se han manifestado desde el sábado.

Habrá que seguir esperando pero mientras tanto se puede echar un vistazo a la crónica Malaui: esperando al octavo día que publica GuinGuinBali.

Miembro de una mesa electoral con las papeletas presidenciales

Miembro de una mesa electoral con las papeletas presidenciales