Cafeterías responsables en Canterbury

El centro de Canterbury es un “mar de gente”. La calle principal está repleta de tiendas, restaurantes y cafeterías. Un complejo de ocio en un contexto medieval. Entre todas las posibilidades para tomar un café acompañado de un dulce o un almuerzo ligero hay varios establecimientos que se desmarcan de las cadenas de café.

Con una filosofía basada en beber café de manera distinta (#drinkdifferent) El Viajero publicó una lista de estas cafeterías donde predomina la responsabilidad con los productores cafeteros, el comercio justo y el medioambiente. Las recomendaciones para tomar un expresso en el casco histórico de la localidad de Kent en Café intramuros en Canterbury

Uno de los baristas de Lost Sheep Coffee / javidmgz

Uno de los baristas de Lost Sheep Coffee / javidmgz

 

Anuncios

El uso del hashtag en África

El periódico británico The Guardian organizó un debate en torno al hasthag (etiqueta utilizada en las redes sociales) y su influencia en el continente africano en el marco de la tercera edición del festival Africa Utopia

El periodista Joseph Harker moderó un coloquio en el que participaron Minna SalamiEmma Dabiri y Melissa Kiguwa y donde se reconoció la labor del hasthag como herramienta de concienciación. Sin embargo, las panelistas mostraron perspectivas diversas a la hora de valorar la efectividad de las campañas online.

El artículo completo acerca del debate, La influencia del hashtag en África, fue publicado por Wiriko.

365DAYSON


Entrevista a Ibibio Sound Machine

Eno Williams durante su actuación en el Festival Músicas do Mundo / Foto: Mário Pires

Eno Williams durante su actuación en el Festival Músicas do Mundo / Foto: Mário Pires

El ibibio es uno de los dialectos de los pueblos del sureste de Nigeria. Muchos de sus cuentos, enraizados en la tradición oral, han sido plasmados en un proyecto, Ibibio Sound Machine, que ha dotado a estas fábulas de un carácter frenético.

Eno Williams es la líder de la banda Ibibio Sound Machine cuyos sonidos son una psicodelia bailable que fusiona la música electrónica, el upbeat, el afro-funk, el jazz y las reminiscencias de la música del oeste de África. Una coctelera que describe Williams en una charla que mantuvimos para Wiriko.

“Cogemos la música tradicional y la movemos hacia el futuro. Combinamos todo para que la audiencia se transporte en tiempo y espacio”, describió Williams durante la entrevista y el repaso a los orígenes de esta máquina ibibio sonidera en Un cuento ibibio frenético 

 


Al son de la Orchestra Baobab

La Orchestra Baobab / Foto: Jonas Karlsson

La Orchestra Baobab / Foto: Jonas Karlsson

La Orchestra Baobab es sin duda una de las bandas más reconocidas de África. Formada en 1970 en Dakar, Senegal, el grupo se caracteriza por mezclar el son cubano con ritmos tradicionales senegaleses, la rumba congoleña y el sonido criollo. La multiculturalidad de sus componentes ha hecho que su música cuente con reminiscencias en diversos lugares del planeta y como dice uno de sus miembros fundadores, Balla Sidibe, sean más conocidos fuera de Senegal.

La consolidación de la banda llegó en los 70 cuando actuaban cinco noches en el Club Baobab de Dakar. Sin embargo, cuando su música se expandió a occidente gracias a la etiqueta “músicas del mundo”, surgida en la década de los 90, el grupo ya se había disuelto. Un nuevo género, el mbalax, se apoderaba del país senegalés.

Pero fue el productor Nick Gold, de World Circuit, quien apostó por el grupo y con la ayuda del también senegalés Youssou N´Dour, la Orchestra Baobab se reunió en 2001 para actuar en el Barbican londinense. Desde entonces han dado varias giras, siguen tocando semanalmente en Dakar y además de la reedición de Pirate´s Choice en 2002 han editado Specialist in All Styles (World Circuit, 2002) y Made in Dakar (World Circuit, 2007). Pronto llegará un nuevo álbum.

Un repaso a la trayectoria de esta icónica banda senegalesa acompañada de las palabras de Rudi Gomis y Balla Sidibe se publica hoy en Wiriko, Entrevista a la Orchestra Baobab 


Crónica: Africa Utopia

El festival Africa Utopia se confirmó como una de las citas londinenses para acercarse a la actualidad del continente africano. Música y danza. Teatro, moda y cine. Literatura y debates. Y comidas tradicionales. Las instalaciones del Southbank Centre de Londres acogieron, el pasado fin de semana, la tercera edición del festival Africa Utopia que contó con más un 50% de actividades gratuitas. Con una programación multidisciplinar, el evento se convirtió en un espacio abierto para todos los interesados en adentrarse en la creatividad e innovación africanas.

La crónica sobre este festival que intentar crear conexiones con el continente africano puede leerse completa en GuinGuinBali bajo el título Africa Utopia mira al futuro

logo


Pedaleando por Canterbury

En bicicleta. La región de Canterbury cuenta con numerosos senderos por los que montar en bici que son una alternativa para conocer la provincia a golpe de pedal.

La ruta Crab and Winkle une las localidades de Canterbury y Whitstable en un histórico recorrido que a lo largo de sus 10 kilómetros conmemora la primera línea ferroviaria de pasajeros del mundo, abierta en 1830. Desde Whitstable también parte el segundo itinerario que se extiende junto a la costa pasando por el pueblo de Herne Bay y finaliza tras 11 kilómetros en las ruinas de Reculver. A este trayecto se le conoce como el Oyster Bay Trailhaciendo honor a las famosas ostras nativas de estas aguas (Ostrea edulis).

Recientemente en El Viajero pude escribir un artículo sobre estos dos recorridos que puede leerse en La Costa de Kent, desde la bici.

Último tramo de la vía Oyster Bay Trail con las torres de Reculver al fondo ©javidmgz

Último tramo de la vía Oyster Bay Trail con las torres de Reculver al fondo ©javidmgz


Por la conservación de los océanos

Peces mariposa de Millet / (CC)Greg McFall/ONMS

Peces mariposa de Millet / (CC)Greg McFall/ONMS

El 8 de junio se celebraba el Día Mundial de los Océanos bajo el lema “unos océanos sanos, un planeta sano”. Las Naciones Unidas utiliza una metáfora equiparando las aguas de nuestro planeta con el corazón que nos mantiene vivos. Quizás sea porque los océanos son los responsables de generar el 50% del oxígeno que respiramos.

Pero tras la cursilería del eslogan para señalar otro de esos días en el calendario de la institución internacional existe un hecho claro, sin metáfora. Los océanos están enfermos. Los recursos marinos sobreexplotados y los hábitats amenazados por la contaminación.

La pesca ilegal, no declarada y no reglamentada en muchas zonas del planeta para abastecer la demanda del sector pesquero se suma también a la lista de unas causas que han provocado el declive de los océanos aunque muchas organizaciones como Comisión Océano Mundial cuentan con alternativas y políticas para salvaguardar nuestros mares. 

En Periodismo de Viajes he publicado un artículo que aborda la situación de los océanos y cómo poner medidas para su conservación y recuperar su valor económico con medidas sostenibles. En el enlace se puede leer No hay vida sin océanos.